Proteínas en exceso ¿Qué podemos hacer para evitarlo?

Las proteínas forman parte, junto a los hidratos de carbono y las grasas, de los macronutrientes esenciales que nuestro cuerpo necesita obtener de los alimentos para crecer, desarrollarse y mantenernos con vida.

Entre sus funciones encontraremos que son necesarias para la creación de nuevos tejidos, para la síntesis de hormonas como la insulina o la hormona del crecimiento, o de anticuerpos para defendernos de enfermedades.

En cambio una dieta alta en proteínas tiene un poco de desventaja ya que puede generar algunos problemas de salud, lo mejor es llevar una dieta balanceada para lograr un equilibrio entre todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita para trabajar adecuadamente.

¿En qué alimentos podemos encontrar proteínas?

  • Proteínas animales en: huevos, leche de vaca y lácteos, carnes (ternera, cerdo, conejo, cordero), aves (pollo, pavo, pato, codorniz), embutidos, pescados, mariscos y moluscos.
  • Proteínas vegetales en: soya y sus derivados, leguminosas (alubias, lentejas, garbanzos, frijol), quínoa, cereales (maíz, arroz, trigo), semillas y frutos secos (nueces, almendras, avellanas), vegetales y algas.

Pero… ¿Qué pasa si consumimos proteínas en exceso?

Algunas de las consecuencias que puede tener el consumir muchas proteínas especialmente de origen animal:

  • Mayor riesgo de padecer sobrepeso y obesidad, hipertensión arterial, diabetes, entre otros problemas cardiovasculares, problemas renales, ya que al superar la recomendación de proteínas animales también estaremos aportando mayor cantidad de calorías, grasas saturadas, colesterol y sodio.
  • Adelanto de la pubertad.
  • Menor absorción de nutrientes como el calcio  y es que la proteína aumenta los niveles de fósforo que es uno de los principales causantes de la mala asimilación cálcica.
  • Desmineralización ósea (pérdida de calcio en los huesos) y mayor riesgo de formación cálculos renales, pues con ella se elimina mucho calcio que se depura a través de los riñones y se queda acumulado formando piedras.
  • Sobrecarga del riñón o del hígado en los primeros años de vida, pues son los encargados de eliminar las sustancias de desecho que generan las proteínas como son el amoniaco, la urea y el ácido úrico.

Entonces, ¿qué podemos hacer para no excedernos?

  • El primer paso es no consumir proteínas de origen animal en las 3 comidas principales, (desayuno comida y cena).
  • Una idea es practicar el lunes sin carne y el resto de la semana tratar de preparar 1 o 2 días a la semana un plato sin proteínas de origen animal, como garbanzos con verduritas, arroz con leguminosas o ensaladas con nueces.
  • Evita consumir proteínas animales en las meriendas o colaciones, dar prioridad a frutas y hortalizas como palitos de zanahoria o apio que se pueden acompañar con humus, pepino con limón, en épocas de calor paletas de frutas naturales, frutos secos, entre otros.
  • Deja las carnes procesadas (salchichas, jamón, pechuga de pavo u otros embutidos) para ocasiones especiales o como excepciones en lugar de utilizarlas a diario.
  • El huevo se puede consumir hasta dos piezas a la semana.
  • La clave está en consumir más frutas, hortalizas y verduras frescas y de temporada.

Una dieta equilibrada y natural es mucho más saludable para nosotros, nos ayuda a prevenir o a mejorar algunas enfermedades y sobre todo nos ayuda a tener una mejor calidad de vida.

 

http://www.botanical-online.com/proteinaanimalovegetal.htm
http://proteinas.org.es/exceso-proteinas

Alfonso Campos
Naturista y fitoterapeuta

Consultas en línea virtual.
Consultas en Sonora cada dos meses
Consultas en Monterrey cada 60 días
Consultas en México DF cada 45 días
Consultas en Texas cada 120 días
Consultas en Los Ángeles cada 60 días
Consultas en Querétaro cada 60 días
Citas al correo naturistaalfonso@outlook.com
Whatsapp +52 1 222 534 5725