Incrementa tus niveles de energía al combinar ciertos alimentos

Saber combinar los alimentos ayuda a incrementar los niveles de energía, también se ha comprobado que los alimentos combinados correctamente favorecen la digestión, la asimilación y el proceso de eliminación, incluso combinar bien los alimentos ayuda a combatir enfermedades, a equilibrar el organismo y hasta mantener un peso adecuado.

Además cuando ciertos alimentos se combinan, los nutrientes de uno ayudan a absorber mejor los nutrientes del otro, estas combinaciones de alimentos contribuyen a mantener la salud a largo plazo:

Aumenta la energía con hierro y vitamina C

El hierro es un nutriente muy importante para pensar, mejorar la memoria y para tener energía, los vegetales como la espinaca, col rizada, arrúgala son excelentes fuentes de hierro, así como las demás verduras de hoja verde oscuro, éste nutriente se absorbe mejor al ingerir vitamina C, por lo tanto es recomendable agregar fresas, frambuesas, naranja a la ensalada con espinacas, para que el consumo de hierro se potencialice.

Ayuda a la salud cardiaca y reduce el estrés con té verde y limón

Los polifenoles son antioxidantes que están presentes en el té verde y que son absorbidos mejor al mezclarse con vitamina C. Los polifenoles promueven la salud del corazón, ayudando a disminuir el colesterol y prevenir el cáncer.

Además, la vitamina C contiene otras propiedades saludables como mantener un correcto flujo sanguíneo hacia el cerebro que es un factor muy perjudicado por el estrés, la vitamina C que se encuentra en los limones combinado con el té verde se convierten en una poderosa mezcla para la salud.

Mejora tu sistema inmune con vitamina A y grasas saludables

Tener un sistema inmunológico fortalecido es importante para prevenir enfermedades. La vitamina A ayuda a los glóbulos blancos mantener fuerte tu sistema inmune.

Los alimentos de colores anaranjados como las zanahorias, la calabaza, el melón y los pimientos son excelentes fuentes de vitamina A. Esta ayuda a metabolizar la grasa almacenada en el cuerpo hasta que es requerida y realiza mejor su función si se ingiere con grasas saludables como las del aguacate, aceite de oliva, nueces o semillas.

*Además estas combinaciones de alimentos ayudaran a evitar la indigestión o malestar estomacal.

Proteínas y grasas

Las grasas retardan la función del estómago, de forma que las proteínas que las acompañan disponen de mayor tiempo para ser digeridas

Almidones y grasas

Pan con aguacate, papas con aceite de oliva extra virgen o puré con mayonesa casera.

Grasas y ácidos

Los ácidos producen un efecto útil en las grasas porque a través de ellos las grasas emulsionan facilitando la digestión, ejemplo aguacate con zumo de limón, pescado graso con zumo de limón, frutos secos y fruta ácida.

En general hay que tener en cuenta un buen consumo de vegetales en cada comida, que son una buena combinación con casi todo tipo de alimentos y que además ayudan a mejorar la digestión.

 

 

Referencias
http://www.medicinanaturista.net/
http://www.carmensana.com/buenas-malas-combinaciones-alimenticias/

 

Alfonso Martínez
Naturista y fitoterapeuta

Consultas en línea virtual.
Consultas en Sonora cada dos meses
Consultas en Monterrey cada 60 días
Consultas en México DF cada 45 días
Consultas en Texas cada 120 días
Consultas en Los Ángeles cada 60 días
Consultas en Querétaro cada 60 días
Citas al correo naturistaalfonso@outlook.com
Whatsapp +52 1 222 883 0904

 

Como combinar los alimentos correctamente

Es importante poner atención a una adecuada combinación de alimentos a la hora de comer, se ha comprobado que los alimentos combinados correctamente favorecen la digestión, la asimilación y el proceso de eliminación, incluso combinar bien los alimentos ayuda a combatir enfermedades, asimilar bien todos los nutrientes de cada alimento, a equilibrar todo el organismo y hasta a mantener el peso adecuado y perder el peso no necesario.

La combinación correcta de alimentos está íntimamente relacionada con el proceso de digestión, la digestión es un proceso químico y fisiológico, en el que los alimentos que ingerimos son transformados en sustancias más sencillas, para que puedan llegar al torrente circulatorio y así ser distribuidos por todo el cuerpo, por lo que un buena digestión equivale a una buena combinación de alimentos, los jugos gástricos del estómago necesitan segregar cierta acidez para digerir cada grupo de alimentos, cuando recibe una mala combinación de alimentos, el estómago tiene que hacer un esfuerzo por equilibrar los alimentos que se han ingerido, la digestión en este caso puede tardar mucho tiempo.

El estómago del ser humano está diseñado para digerir un solo alimento cocinado (como las sopas, el arroz, los guisados, las pastas, verdura cocida, carne, papas, tortillas, etc.), es recomendable que las comidas cocinadas sean siempre acompañadas de un alimento con alto contenido de agua, como las verduras crudas en ensaladas, de preferencia este alimento antes del plato fuerte.

Una mala combinación de alimentos nos hace sentir pesados, somnolientos, débiles y con falta de energía y hasta nos puede cambiar el humor.

En cambio, una buena combinación de alimentos nos ayudaran a sentirnos bien y a mejorar nuestra salud en general, también evitara que necesitemos tomar medicamentos para aliviar indigestión o malestar estomacal.

  • Al evitar que los alimentos fermenten en el intestino, reducirá la sensación de hinchazón, dolores de estómago y gases.
  • Al ser más eficiente la digestión tendremos menos acidez estomacal.
  • Se absorben mejor los nutrientes por lo que el cuerpo reforzara el sistema inmunológico y estará mejor nutrido.
  • Se controlara mejor el peso, ya que los alimentos adecuadamente combinados se asimilan y metabolizan mejor reduciendo la probabilidad de almacenar grasas innecesarias.

Malas combinaciones de alimentos

Los alimentos de digestión rápida siempre se comen solos

Algunas frutas como el melón y sandía de deben de comer solos, con el fin de no interferir en la digestión con otros alimentos.

Proteínas y azúcares

Las comidas ricas en proteínas permanecen durante largo tiempo en el estómago y son difíciles de digerir, el azúcar no se digiere bien en un estómago lleno y puede conducir a problemas de fermentación, un postre dulce después de una comida rica en proteínas no es una buena idea.

Proteínas y almidones

Cuando se ingiere estos dos alimentos juntos, se reúnen dos nutrientes dominantes: almidones y proteínas, por ejemplo, pan con queso, estos no pueden satisfacer al estómago, por lo que es muy fácil consumir demasiado de ambos, pero un exceso de ellos en el estómago provoca fermentación a causa del exceso de almidón, la digestión se realiza lentamente y de forma incompleta, parte de las proteínas comienzan a degradarse, mientras que parte de los almidones comienzan a fermentar, los alimentos pasan a los intestinos, que proporcionan un medio que favorece la fermentación, el resultado es un intestino lleno de gases.

Dar tiempo al cuerpo al despertarse

Es preferible no ingerir comida inmediatamente después de despertarse, empezar rehidratando el organismo con un vaso de agua y luego comer algo de fruta fresca sola y en forma de jugos naturales sin azucares añadidos, dejar pasar un rato, eso permite al cuerpo que se active tras las horas de descanso, a que la fruta se digiera antes de ingerir el resto de los alimentos que compondrán el desayuno que puede estar compuesto de hidratos de carbono como pan integral, los estimulantes como el té o el café se pueden tomar en último lugar o más tarde.

Buenas combinaciones de alimentos

Proteínas y grasas

Las grasas retardan la función del estómago, de forma que las proteínas que las acompañan disponen de mayor tiempo para ser digeridas.

Equilibrar los alimentos alcalinos y ácidos

Equilibrar la alimentación con 80% de alimentos alcalinos y 20% de alimentos ácidos, esto se consigue consumiendo muchas verduras y frutas, así como proteínas vegetales y cereales integrales y consumir menos carne, huevo y lácteos.

Almidones y grasas

Pan con aguacate, papas con aceite de oliva extra virgen o puré con mayonesa casera.

Comer los alimentos ricos en almidón solos o con verduras

Los alimentos ricos en almidón (maíz, arroz, pastas en general) pueden combinarse con todo tipo de verduras con o sin almidón o leguminosas, también las leguminosas con verduras combinan bien.

Grasas y ácidos

Los ácidos producen un efecto útil en las grasas porque a través de ellos las grasas emulsionan facilitando la digestión, ejemplo aguacate con zumo de limón, pescado graso con zumo de limón, frutos secos y fruta ácida.

En general hay que tener en cuenta un buen consumo de vegetales en cada comida, que son una buena combinación con casi todo tipo de alimentos y que además ayudan a mejorar la digestión.

 

Alfonso Campos
Naturista y fitoterapeuta

Consultas en línea virtual.
Consultas en Sonora cada dos meses
Consultas en Monterrey cada 60 días
Consultas en México DF cada 45 días
Consultas en Texas cada 120 días
Consultas en Los Ángeles cada 60 días
Consultas en Querétaro cada 60 días
Citas al correo naturistaalfonso@outlook.com
Whatsapp +52 1 222 534 5725