Consejos para cuidar la vesícula biliar

La vesícula biliar es un órgano pequeño, cuya forma se asemeja a la de una pera que está debajo del hígado y ayuda con la digestión de las grasas de los alimentos.

cuidados de la vesícula

La vesícula biliar es un órgano pequeño, cuya forma se asemeja a la de una pera que está debajo del hígado, el hígado y la vesícula biliar están debajo de las costillas inferiores derechas, la vesícula biliar es una especie de depósito en forma de pera de unos 7 cm de largo por 3 de ancho.

La vesícula biliar concentra y almacena la bilis, un líquido que produce el hígado y que ayuda con la digestión de las grasas de los alimentos conforme pasan a través del intestino delgado. El hígado libera bilis directamente a los conductos que la transportan al intestino delgado se almacena en la vesícula biliar, para ser liberada en otro momento.

Cuando se está produciendo la digestión de los alimentos, la vesícula biliar se contrae y va liberando bilis, imprescindible para el proceso digestivo, especialmente de las grasas, si la cantidad de bilis es insuficiente o se vierte con retraso en el duodeno, la digestión se hace más lenta y difícil, sentimos pesadez en el estómago, hinchazón e incluso, nauseas.

La bilis es un líquido alcalino de color amarillo-verdoso producido por las células hepáticas, entre sus componentes destacan, además de agua, diferentes electrolitos y pigmentos, fosfolípidos, ácidos biliares y colesterol, muchos restos de medicamentos que han sido degradados por el hígado aparecen en la composición de la bilis. Los adultos segregan entre medio litro y un litro de bilis al día. 1

¿Cómo saber cuándo la vesícula comienza a fallar?…

  • Digerimos mal los alimentos como: huevo, leche, helados, café, alcohol, carnes rojas, pescados grasos o fritos en general.
  • Nuestra digestión se hace más dificultosa cuando hace frío, sufrimos estrés o estamos con la menstruación.
  • Tenemos digestiones lentas con eructos frecuentes.
  • Sufrimos hinchazón al terminar de comer, tenemos reflujo, existen alternancias entre diarrea y estreñimiento y a veces, nauseas. 2

Para mantenerla sana y evitar la formación de cálculos biliares, estas son las recomendaciones:

Primero que nada se recomienda no saltarse las comidas o dejar pasar mucho tiempo sin alimento, ya que cuando no hay comida en los intestinos, la vesícula tiene que guardarse la bilis lo que causa que la vesícula se inflame y por lo tanto se dañe con el paso del tiempo. Además se recomienda:

  • Llevar una dieta baja en grasas

Debido a que la vesícula biliar está tan involucrada en la digestión de las grasas, una dieta baja en grasas es la más indicada para reducir el trabajo de la vesícula, esto incluye la eliminación de las grasas trans, las cuales se encuentran en muchos alimentos procesados ​​y de preparación rápida.

Reducir el consumo de grasas y utilizar aceites saludables, como el aceite de oliva o el de semilla de uva, recordando que esos tipos de aceites se deben consumir crudos y no cocidos, por ejemplo el aceite de oliva y el vinagre es una alternativa nutritiva para usarse como aderezo de ensalada.

Una dieta alta en grasas procesadas causa que se acumule el colesterol en la vesícula haciendo que la bilis se haga más espesa y se formen obstrucciones.

  • Cuidarse del estreñimiento.

Una dieta alta en fibra puede ayudar a prevenir enfermedades de la vesícula biliar, la fibra insoluble como la que contiene el salvado y la linaza, pueden reducir el riesgo de problemas de la vesícula, además se aconseja consumir linaza ya que se pega al colesterol y lo “barre” del sistema digestivo.

  • Consumir almendras

Las almendras contienen magnesio y grasas que ayudan a la vesícula a contraerse y liberar sus contenidos con más facilidad. Se recomienda unas 10 almendras al día.

  • Manzanas para la vesícula

Las manzanas contienen fibra soluble llamada pectina que absorbe las toxinas, reduce los niveles de colesterol y previene la formación de cálculos biliares, por ello se aconseja consumir con regularidad manzanas.

Además se recomienda:

  • Comer lentamente y masticar bien.
  • Practicar ejercicio físico de forma moderada y regular.
  • Consumir regularmente frutas, verduras frescas y cereales integrales.
  • Mantener un peso ideal, evitando el sobrepeso y la obesidad.
  • Evitar el cigarro y bebidas alcohólicas. 3

Las recomendaciones mencionadas anteriormente son con el fin de prevenir algún problema relacionado con la vesícula biliar, en caso de ya tenga presente algún padecimiento, las recomendaciones son diferentes.

 

Referencias

1 http://www.vesicula.org/acs/groups/cid/documents/webcontent/002294-pdf.pdf

2 http://www.diariolibre.com/revista/consejos-para-cuidar-la-vescula-2-PMDL269420

3 http://www.aarp.org/espanol/salud/expertos0/elmer-huerta/info-12-2013/como-cuidar-vesicula.html

 

Alfonso Martínez
Naturista y fitoterapeuta

Consultas en línea virtual.
Consultas en Sonora cada dos meses
Consultas en Monterrey cada 60 días
Consultas en México DF cada 45 días
Consultas en Texas cada 120 días
Consultas en Los Ángeles cada 60 días
Consultas en Querétaro cada 60 días
Citas al correo naturistaalfonso@outlook.com
Whatsapp +52 1 222 534 5725